Pulpo a la plancha con sal ahumada y puré de garbanzos

Pulpo a la plancha


Lo he comido en diversos sitios los últimos veranos y todas las veces me ha encantado. Finalmente me he decidido a hacer yo misma el pulpo a la plancha, pero para mayor diversión lo he dejado reposando un rato con sal ahumada, lo que le ha dado un sabor ahumado suave pero muy interesante. Y lo he servido con un puré frío de garbanzos con tabasco, un pelín picante. Un éxito, y os advierto que en mi casa cuesta un poco triunfar. ¡Qué mal acostumbrados están!


La receta


Ingredientes


[cuatro personas] 1 pulpo de 1 kilo • sal ahumada • aceite de oliva • 1 patata mediana • 1 puñado de garbanzos • 1/2 cebolla • sal • pimienta • tabasco • 100 ml de nata líquida


Elaboración del pulpo a la plancha con sal ahumada y puré de garbanzos



  1. Cocer el pulpo como para hacerlo “a feira”. Cortar los tentáculos a lo largo. Colocarlos extendidos y sazonarlos con sal ahumada. Tapar con un paño y dejar reposar dos horas. Calentar unas gotas de aceite de oliva en la plancha y pasar los trozos de pulpo hasta que se doren. Servir al momento con el puré frío.

  2. Puré: Cocer la patata, la cebolla y los garbanzos durante media hora en la olla a presión. Triturar, colar, añadir la nata, sazonar con sal pimienta y el tabasco. Debe quedar muy fino. Reservar en la nevera.

Notas


Para el puré se pueden usar también garbanzos de bote ya cocidos.


Pulpo a la plancha


[1 ct = 1 cucharadita = 5 ml • 1 cs = 1 cucharada = 15 ml • 1 taza = 250 ml • Temperaturas siempre en ºC • calcular cantidades]


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *