Pollo de corral guisado con tomate

Pollo de corral guisado con tomate

Merece la pena reservar un sábado por la mañana para cocinar con calma este pollo de corral guisado con tomate. Sus sabores –deliciosos e intensos, no lo dudéis– se integrarán mejor si lo guardáis para el domingo y el sábado coméis otra cosa.


La receta


Dificultad: Intermedia | 2 horas [activo: 1 hora]


Ingredientes


[6 personas]
1 pollo de corral cortado en trozos grandes • 1 cebolla • 2 pimientos verdes pequeños • 1 kg de tomates maduros • 4 dientes de ajo • 1 rama de perejil • 1 pizca de tomillo • 5 cs de aceite de oliva • 100 ml de oporto • piel de 1/2 naranja • sal • pimienta negra molida


[1 persona]
1/4 de pollo de corral cortado en trozos grandes • 1/4 de cebolla • 1/2 pimiento verde pequeño • 250 g de tomates maduros • 1 diente de ajo • 1 rama de perejil • 1 pizca de tomillo • 1 cs de aceite de oliva • 25 ml de oporto • 1 trocito de piel de naranja • sal • pimienta negra molida


Elaboración del pollo de corral guisado con tomate



  1. Limpiar el pollo de restos de plumas, piel y grasa superflua. Salpimentar. Cortar la cebolla y el pimiento en trocitos de 1/2 cm. Pelar, despepitar y cortar los tomates en cubitos del mismo tamaño. Picar el ajo y el perejil.

  2. Calentar el aceite en una cazuela amplia y rehogar los trozos de pollo hasta que se doren. Retirarlos y, en el mismo aceite, sofreír la cebolla y el pimiento hasta que empiecen a dorarse.

  3. Añadir los tomates y rehogar unos minutos hasta que pierdan algo de agua. Sazonar ligeramente con sal y pimienta. Agregar la piel de naranja, el tomillo, el ajo y el perejil picados junto con el pollo y remover para integrar los ingredientes.

  4. Tapar y cocer a fuego lento removiendo de vez en cuando durante una hora. Añadir el vino y continuar cociendo media hora más. Dejar que repose al menos 15 minutos.

  5. Retirar la piel de naranja y servir con brócoli o espárragos al vapor.

Notas


Como todos los guisos, este pollo está mejor si se deja de un día para otro en la nevera. O por lo menos, haciéndolo por la mañana si os lo vais a comer por la noche.
Si os apetece que el sabor a naranja esté más presente, añadid la ralladura en lugar de la corteza entera.

Pollo de corral guisado con tomate

[1 ct = 1 cucharadita = 5 ml • 1 cs = 1 cucharada = 15 ml • 1 taza = 250 ml • Temperaturas siempre en ºC • calcular cantidades]


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.