Sin duda, la diferencia entre un buen ave de corral y los pollos normales se nota. Este va asado a fuego lento con ciruelas rojas frescas que le dan un puntillo ácido y un sabor muy especial. Para compensar la acidez de las ciruelas, le he puesto un poco de cebolla y lo he regado con Oporto.
Dos recomendaciones: una, conviene molestarse en desgrasar bien el pollo y después la salsa, quedará más digestivo y ligero. Otra, no se tarda nada en preparar este pollo, pero el tiempo de horno es largo. En la duda, bajad la temperatura y dejadlo un rato más. Os sorprenderá el resultado.

Pollo de corral asado con ciruelas rojas

La receta

Ingredientes

[seis personas]
1 pollo de corral de 2 kg aproximadamente • 300 g de ciruelas rojas • aceite de oliva • 1/2 cebolla • sal • cinco pimientas • 150 ml de Oporto

Elaboración del pollo de corral asado con ciruelas rojas

  1. Limpiar el pollo de restos de plumas y de todo exceso de grasa. Atarlo con buena forma y colocarlo en una fuente de cerámica para horno.
  2. Poner alrededor del pollo las ciruelas cortadas en trozos y la cebolla picada. Regar todo con un chorrito de aceite de oliva y sazonar con sal y con unas vueltas del molinillo de cinco pimientas. Introducir en el horno precalentado a 180º.
  3. Cuando esté bastante dorado, añadir la copa de Oporto y bajar la temperatura del horno a 160º. Continuar asando regando con la salsa de vez en cuando hasta que esté hecho (unas 2 horas – 2 horas y media).
  4. Sacarlo del horno y dejarlo reposar unos minutos. Mientras, desgrasar completamente la salsa y pasarla por el chino apretando bien. Se sirve trinchado con algo de salsa y el resto en salsera.

Notas

El “secreto” para asar las aves grandes y que queden tiernas y jugosas es el fuego lento.

[1 ct = 1 cucharadita = 5 ml • 1 cs = 1 cucharada = 15 ml • 1 taza = 250 ml • Temperaturas siempre en ºC • calcular cantidades]

entrada revisada el:04 12 2012
ver más entradas »

...