Pechuga de pavo asada con salsa de arándanos

La muy sosaina pechuga de pavo os sorprenderá con esta receta. A mí me encanta asarla así, queda muy jugosa y, con las especias y la salsa de arándanos, sale un plato redondo de sabor y de presentación que creo que os puede resolver algún que otro evento navideño.

La confitura de arándanos que utilicé la hice yo misma con arándanos recogidos en el Pirineo (aquí tenéis la receta), pero se puede hacer con confitura comprada.

La receta

Dificultad: Intermedia | 2 horas [activo: 1 hora]

Ingredientes

[6 personas]
1 pechuga de pavo de 1 kg • 1 cs de aceite de oliva • 1/2 ct de esta mezcla de especias molidas (anís, canela, clavo) • pimienta • ajo en polvo • sal
Salsa: 1 puerro • 2 zanahorias • 1 cebolla roja • 2 cs de aceite • 1 rama de perejil • 1 rama de apio • 1 corteza de naranja • pimienta en grano • 50 ml de brandy • 200 ml de oporto • 200 ml de caldo de ave • 150 g de confitura de arándanos • 1 ct de maicena • sal y pimienta negra molida

[1 persona]
150 g de pechuga de pavo (hazlo a la plancha y sírvelo con la salsa) • unas gotas de aceite de oliva • una pizca de esta mezcla de especias molidas (anís, canela, clavo) • pimienta • ajo en polvo • sal
Salsa: 30 g de puerro • 30 g de zanahorias • 30 g de cebolla roja • 1 ct de aceite • 1 rama de perejil • 1 rama de apio • 1 corteza de naranja • pimienta en grano • 12 ml de brandy • 35 ml de oporto • 35 ml de caldo de ave • 25 g de confitura de arándanos • 1 pizca de maicena • sal y pimienta negra molida

Elaboración de la pechuga de pavo asada con salsa de arándanos

  1. Salsa: Pelar y picar la zanahoria, la cebolla y la parte blanca del puerro. Rehogar en el aceite hasta que tomen color dorado oscuro.
  2. Añadir el brandy y el oporto, hervir unos segundos y agregar el caldo junto con la pimienta, sal y un ramito formado con el verde del puerro, la naranja, el perejil y el apio. Llevar a ebullición, bajar el fuego y cocer a fuego lento durante 2 horas.
  3. Retirar el ramito y colar la salsa apretando para que pase algo de verdura. Volver a poner la salsa colada al fuego en un cazo limpio y añadir la confitura. Si la salsa está demasiado clara, espesar con una ct de maicena disuelta en agua fría. Probar y rectificar el sazonamiento.
  4. Pavo: mientras se hace la salsa, calentar el horno a 200ºC. Atar la pechuga para que quede redonda, pintarla con aceite y sazonarla con los condimentos. Colocarla en una fuente metálica untada con aceite y asarla durante 1 hora.
  5. Sacar el pavo del horno, desatar y dejar que repose al menos 15 minutos antes de cortar. Cortarlo muy fino y servirlo con la salsa.

Notas

Unos ramitos de brócoli al vapor –con una pizca de mantequilla, sal y pimienta– son una guarnición buenísima para este pavo.
También podéis sacar el molinillo de pimienta a la mesa para que cada uno se sirva, le va muy bien al plato.

Esperad siempre un poco antes de trinchar cualquier carne o ave asada: será más fácil y se romperá menos. Además, la carne sin reposo está dura, hay que dejar que los jugos fluyan para que quede perfecta.

Pechuga de pavo asada con salsa de arándanos

[1 ct = 1 cucharadita = 5 ml • 1 cs = 1 cucharada = 15 ml • 1 taza = 250 ml • Temperaturas siempre en ºC • calcular cantidades]

entrada revisada el:10 12 2014
ver más entradas »

...