crujientes de calabacín con queso de cabra

La receta

Ingredientes

[cuatro personas]
6 láminas de pasta filo • 1 calabacín pequeño • 16 tomates cereza • 80 g de queso de cabra de rulo • aceite de oliva • 1 cs de cebollino picado • una pizca de tomillo •

Elaboración de los crujientes de calabacín con queso de cabra

  1. Cortar el calabacín sin pelar (o medio pelado) en dados de 1/2 centímetro más o menos. Saltear los dados en una sartén con una cucharada de aceite hasta que cambien de color pero sigan estando firmes.
  2. Pintar unas flaneras pequeñas con un poco de aceite y forrarlas con la pasta filo de la siguiente manera: se corta cada lámina en cuatro y se ponen tres trozos en cada flanera de modo que no coincidan las esquinas.
  3. Mezclar el salteado de calabacín con los tomates cortados en cuatro y el cebollino picado. Sazonar con sal y tomillo.
  4. Repartir el relleno en los nidos de pasta. Poner en cada uno un trocito de queso de cabra y cerrarlos sin apretar mucho de modo que queden los bordes de pasta hacia arriba formando una especie de rizos.
  5. Introducir en el horno precalentado a 200º durante 10 o 15 minutos o hasta que se doren.
  6. Servir recién hechos.

Notas

La única dificultad de esta receta consiste en encontrar la pasta filo. Es una pasta finísima propia de la cocina del mediterráneo oriental. Suele conseguirse en tiendas gourmet o buenos supermercados.

[1 ct = 1 cucharadita = 5 ml • 1 cs = 1 cucharada = 15 ml • 1 taza = 250 ml • Temperaturas siempre en ºC • calcular cantidades]

entrada revisada el:15 12 2015
ver más entradas »

...

Si te gusta Secocina y deseas ayudar a mantener una web rápida, con contenidos cuidados y libre de publicidad, tienes la posibilidad de hacer una donación o comprar alguno de mis libros:

ver los libros

saber más